web analytics
Fútbol de Honduras

Los Ticos invaden fútbol Europeo

Print Friendly, PDF & Email

Celso Borges (D) jugador del Fredrikstad de Noruega

Pese al escaso nivel competitivo del fútbol en Centroamérica, los clubes de Europa se nutren cada vez más de jugadores costarricenses, cuya presencia crece sin detenerse, y actualmente 19 militan en equipos del Viejo Continente.

Dinamarca, Rusia, Polonia, Noruega, Austria, Bélgica, Turquía y Azerbaiyán, se han convertido en destino para los futbolistas ‘ticos’, que también desembarcaron en Australia (tres) y Estados Unidos (seis).

Noruega es donde más costarricenses juegan (cuatro), entre ellos Celso Borges (Fredrikstad) y Michael Barrantes (Aalesunds), seguido por Dinamarca (tres), donde destaca Cristian Bolaños (Copenhague).

En Bélgica están Junior Díaz (Brujas) y Roy Myrie (Gante). A Turquía acaba de llegar Randall Azofeifa (Gençlerbirligi), mientras que Winston Park juega en Azerbaiyán con el Khazar Lenkoran.

Sin embargo, los que han cosechado mayor gloria son Gilberto Martínez, Bryan Ruiz y Keylor Navas, que militan en las competitivas ligas de Italia, Holanda y España, respectivamente.

Martínez, de 31 años, emigró en 2002, contratado por el Brescia. Pasó a la Roma en 2006, donde no vio acción por una severa lesión, que lo devolvió a su anterior equipo. Esta semana, la Sampdoria lo fichó para lo que resta de la temporada.

Ruiz, de 25 años, ancló en el Gante de Bélgica cuando partió a Europa hace un lustro y ahora es el goleador y niño mimado del Twente de Holanda, flamante campeón tulipán. Retornó a las canchas el pasado domingo, tras una lesión que lo marginó durante tres meses.

Navas, de 24 años, milita en el Albacete de la segunda división española y, pese a que su club marcha con problemas, la prensa española alaba su desempeño y dice que agentes de grandes clubes hispanos le siguen la pista.

Los europeos comenzaron a poner sus ojos en los jugadores de Costa Rica en 1990, tras el debut del seleccionado ‘tico’ en una Copa del Mundo, en Italia, donde eliminó en primera fase a Escocia y Suecia.

Desde entonces, la mayoría de los ‘legionarios’ han aprovechado su paso por la selección para atraer la mirada de clubes extranjeros, que les ofrecen condiciones económicas muy superiores a las que pueden aspirar en Costa Rica.

Si bien la mayoría no juega en ligas europeas de primer orden, todos sueñan con mostrarse en sus actuales clubes y “dar el salto” a ligas más competitivas, como las de Inglaterra o España.

Las contrataciones de costarricenses en el exterior fueron nulas durante décadas, con la excepción del artillero Alejandro Morera Soto, que militó en el FC Barcelona en la década de 1940.

El último en sumarse a los ‘legionarios’ en Europa es el actual goleador de la selección, Marco Ureña, de 20 años, que esta semana comenzó a entrenar con el Kuban Krasnodar de Rusia, recién ascendido a primera división.

En cambio el delantero Diego Madrigal no cruzó el Atlántico, sino que emigró al Cono Sur sudamericano, contratado hace un mes por el paraguayo Cerro Porteño.