web analytics

Sin nada que perder y mucho por ganar llega Jamaica

Print Friendly, PDF & Email
Los jamaicanos perdieron en su casa en el último minuto ante EE UU y eso los hace llegar con la soga al cuello a Honduras.

Sin nada que perder y mucho por ganar llega Jamaica

Tocados por las dos derrotas consecutivas en su casa, los Reggae Boyz llegan a Honduras en estado de coma y con la ilusión de arrancar puntos de Tegucigalpa para recomponer el camino hacia Brasil 2014.

El transitar del rival de la H el próximo martes ha tenido una clara curva descendente en la presente hexagonal, ya que, luego de haber conquistado un punto de oro en el propio estadio Azteca ante México, su rendimiento ha venido en caída libre.

Tres juegos, tres derrotas

En la segunda fecha no pudo pasar de un 1-1 en casa ante Panamá, pero lo peor se vendría en las tres siguientes fechas: 0-2 en Costa Rica y después, en casa, 0-1 frente a México y 1-2 contra Estados Unidos.

Esos resultados hacen que el equipo de Theodore Whitmore arribe al duelo ante la Bicolor ocupando el último lugar de la clasificación, con tan solo dos puntos y con números negativos en todos los aspectos.

Los Reggae Boyz solo han cosechado el 13.33 por ciento de los puntos en disputa y, además junto a México, llega con un partido más que el resto de las selecciones, puesto que el pasado 4 de junio adelantó el juego correspondiente a la fecha seis.

Los caribeños, que son los que más partidos han jugado en casa, solo pudieron lograr uno de los puntos que disputó en el Estadio Nacional de Kingston y eso los obliga a rescatar unidades en patio ajeno si quiere meterse de nuevo a la pelea.

El peor en goles

Su mala eliminatoria se ve reflejada también en los goles, ya que es el peor de la hexagonal en ese renglón.

Los jamaicanos son los que menos han marcado con dos goles y, en la contraparte, junto a Honduras, son los más goleados con seis dianas encajadas.

Esa combinación entre tantos a favor y en contra los tiene colocados como el equipo con la mayor cantidad de goles negativos: cuatro.

Así, con la preocupación de esas cifras rojas, pero con el alivio de que tiene disponibles a todos sus 22 hombres para el choque ante la Bicolor, Theodore Whitmore arriba a suelo catracho con la soga al cuello y jugándose una de sus últimas cartas de la eliminatoria.