web analytics

Warner y Bin Hammam culpables de sobornos

Print Friendly, PDF & Email

Jack Warner (I) con Mohamed bin Hammam de Qatar

El comité de ética de la FIFA encontró evidencia “exhaustiva, convincente y contundente” de que Mohamed bin Hammam y Jack Warner estuvieron involucrados en intentos de sobornos según el reporte preliminar que llevó a la suspensión de ambos funcionarios del órgano rector del fútbol.

Warner renunció como vicepresidente de la FIFA y presidente de la CONCACAF el lunes, provocando que el organismo que rige el deporte abandonara una investigación a alegatos de sobornos en su contra, manteniendo “una suposición de inocencia”.

El reporte del comité de ética, compilado por el juez namibio Petrus Damuseb el mes pasado y al cual Reuters tuvo acceso el miércoles, decía que había un “caso convincente” sobre que Bin Hammam estuvo involucrado en un acto de soborno y que Warner fue un cómplice.

El comité de ética actuó sobre esa evidencia suspendiendo a ambos. Para entonces, Bin Hammam se había retirado de la campaña presidencial, permitiendo que Joseph Blatter ganara un cuarto período a la cabeza de la FIFA sin oposición.

Bin Hammam dijo el miércoles que no hizo nada incorrecto mientras que Warner, quien ha negado haber obrado de manera ilícita, no estuvo inmediatamente disponible para realizar comentarios.

La FIFA dijo que no tenía comentarios sobre el reporte.

Las acusaciones se centran en una reunión de la Unión Caribeña de Fútbol (CFU, por su sigla en inglés) celebrada en Trinidad y Tobago en mayo.

“La exhaustiva, convincente y contundente evidencia permite concluir a primera vista que el acusado (Warner) ha iniciado y organizado una reunión especial de las asociaciones para el señor Bin Hammam”, dice el reporte.

“Además sobre la ocasión de esta reunión parece que el señor Bin Hammam ofreció, al menos indirectamente y bajo la promesa de confidencialidad, a cada una de las asociaciones miembros un sobre que contenía 40.000 dólares”, agregó.

El reporte concluye que, de acuerdo a la evidencia, Bin Hammam al parecer habría buscado sobornar a las asociaciones presentes en la reunión.

“El comité de ética de la FIFA es de la opinión primaria de que el acusado (Warner) sabía de los pagos respectivos y los aprobó (…) El comité también es de la opinión de que los respectivos regalos de dinero probablemente sólo se pueden explicar si son asociados a las elecciones presidenciales de la FIFA del 1 de junio de 2011”, indicó.

“Por lo tanto parece bastante convincente considerar que las acciones del señor Bin Hammam constituyen en primera instancia un acto de soborno, o al menos un intento por cometer soborno”, señaló.

Bin Hammam emitió un comunicado mediante un portavoz reafirmando su negativa de haber obrado mal.

“No hay nada que pueda decir además de que niego los alegatos e insisto en que no hice nada incorrecto durante el congreso especial en Trinidad”, sostuvo.