Connect with us

Opinión

La inmadurez en los directivos del Motagua

Comparta
Print Friendly, PDF & Email

Una vez más, los directivos del Motagua han dado una muestra clara de inmadurez para tomar decisiones. Cuando debieron hacerlo vacilaron y expusieron al equipo a una vergüenza internacional.

En Motagua, los directivos dejaron pasar el tiempo para reemplazar a Diego Vázquez en el cargo de entrenador hasta que los expuso a una humillante derrota internacional en la Liga de Campeones de Concacaf.
Comparta
Print Friendly, PDF & Email

Los directivos del Motagua dejaron- a pesar de las señales- que el ex entrenador Diego Vázquez saliera del club después de una humillante derrota cinco goles a cero contra Seattle Sounders en la Liga de Campeones de Concacaf. 

La decisión se tuvo que tomar desde que Vázquez, el entrenador más laureado en la historia reciente del Motagua, no pudo ganar la tercera final de la Liga Concacaf contra el Comunicaciones de Guatemala. ¡Tercera final! Se dice fácil, pero perder tres finales internacionales no es una buena señal para ningún entrenador ni para el club en general. De las tres finales de Liga Concacaf dos fueron perdidas en casa (Herediano y Saprissa) la primera por la falta de experiencia de Vázquez para cerrar partidos y en la segunda, su equipo no pudo ser capaz de marcar un gol, un gol para forzar los tiros de penal. 

En Motagua, los directivos dejaron pasar el tiempo para reemplazar a Diego Vázquez en el cargo de entrenador hasta que los expuso a una humillante derrota internacional en la Liga de Campeones de Concacaf 2022.

Todas esas señales eran un aviso que Motagua necesitaba un cambio de timón sumado a ellos, las constantes salidas de jugadores y el presidente financiero Juan Carlos Suazo que expresó su inconformidad por los resultados del club y los jugadores, el malestar por el trato, las preferencias de Vázquez con futbolistas de menor categoría (las contrataciones de jugadores argentinos) que terminaron causando malestar en el vestuario y cuando el vestuario se rompe, ni un mago lo puede arreglar, los directivos en general lo saben. 

Además de ello, por las diferencias con Vázquez, Motagua perdió a dos delanteros que más tarde ayudaron a su rival y vecino Olimpia a ganar títulos, Eddie Hernández y Jerry Bengtson. Con esos dos jugadores, la historia de Motagua en las finales internacionales sería otra sin ninguna duda. Ambos futbolistas lo manifestaron públicamente que mientras el argentino era entrenador del Motagua no regresaban al nido ¿Pero, porqué Vázquez tenía tanto poder y los resultados, especialmente en los dos últimos años no lo respaldaban? Esa respuesta la tienen los directivos del Motagua.

Ante la salida inminente de Vázquez después de la humillante derrota contra Seattle Sounders, la dirigencia del Motagua tomó la decisión de nombrar internamente al ex ídolo César Obando y luego de tres partidos al frente de Obando deciden contratar al entrenador argentino Hernán Medina.

A Obando no le dieron el tiempo necesario que se requiere para levantar a un equipo gastado, golpeado anímicamente y que necesita un cambio de generación que no va a demorar días para adaptarse, serán meses y el ejemplo más claro está en el FC Barcelona, la comparación suena horrible, pero los resultados de Xavi Hernández se empiezan a ver 163 días (cuatro meses) después de haber asumido en el cargo. 

Obando ha trabajado sobre la marcha, sin espacio para elaborar planes y estrategias debido a la saturación de partidos en la Liga Nacional, en el receso de las fechas eliminatorias es la primera vez que la ex gloria del Motagua iba a tener tiempo para implementar mejor sus ideas. 

Xavi Hernández llegó al Barcelona el 6 de noviembre 2021 en la fecha 14 con el equipo en la novena posición sin opciones de clasificar a la Liga de Campeones de la UEFA y más cerca del descenso que del liderato. El domingo 20 de marzo, el Barca, ¡venció en el Estadio Bernabéu 4-0 al Real Madrid!

Xavi Hernández y su equipo ya empiezan a ver los frutos cuatro meses después en el FC Barcelona.

Cuatro meses y medio después, el Barça se ha afianzado en las posiciones de la Liga de Campeones, está a tres puntos del Sevilla -segundo clasificado- con un partido menos y, pese a quedar apeado de los octavos de final de la ‘Champions’, se ha postulado como el favorito para ganar la Liga Europa.

La mejora se evidencia en el torneo de la regularidad. En los 16 partidos con Xavi, el conjunto azulgrana ha ganado 11 partidos, ha empatado 4 y ha perdido 1, con un balance de 37 goles a favor y 14 en contra.

Cifras notables que se explican a partir de la apuesta por el modelo de juego, el equilibrio entre jóvenes y veteranos, la recuperación futbolística de jugadores que andaban perdidos.

¡Pero Xavi Hernández no lo logró de la noche a la mañana ni en tres partidos! como querían los directivos del Motagua ver al Motagua de Nene Obando ganando todos los juegos. El fútbol es un proceso que lleva tiempo, como le tomó a Diego Vázquez para lograr su primer título con el Motagua.

Una vez más, los directivos del Motagua han dado una muestra clara de inmadurez para tomar decisiones. Cuando debieron hacerlo vacilaron y expusieron al equipo a una vergüenza internacional y ahora, de forma apresurada con 7 fechas para el final de la etapa de clasificación y con un equipo sin ninguna posibilidad de pelear por el título, salen a buscar a un entrenador que habrá que darle tiempo si valió la pena, pero nuevamente un proceso se cortó y volver a empezar con la «Tota» Medina no será fácil y los resultados no se verán de la noche a la mañana.

 

Daniel Goldner es graduado en Periodismo en la Universidad de Boston, su madre es hondureña de La Ceiba y tiene dos hermanos menores. Es un apasionado al fútbol y cuando visita el país de su madre, mira partidos en vivo del Vida el equipo del que su abuelo era aficionado.

Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in Opinión