web analytics

La falta de liderazgo en la Liga Nacional

Print Friendly, PDF & Email

Por: Dario E Guzmán 

En los últimos meses, el Torneo de Reservas- que ha dado grandes frutos a las selecciones juveniles- dejó de tener interés para algunos equipos argumentando falta de apoyo y recursos económicos. Las reservas del campeón defensor Honduras Progreso no se presentó a sus últimos encuentros para citar un ejemplo.

La solución de recuperar el Torneo de Reservas no es difícil. Falta voluntad, liderazgo y astucia en las autoridades que administran la Primera División. Sentarse a lamentar y esperar que se resuelvan las cosas no soluciona nada. Tiene que haber una iniciativa, acciones concretas sin esperar que se acerque la fecha del próximo torneo, tiene que ser ya!.

En Honduras hay recursos. Solo falta buscarlos, saber vender la idea, propósitos y estrategias de la campaña. Al parecer, la Liga Nacional no tiene una oficina de mercadeo para poderlo llevar a la práctica. Pero a falta de recursos, se busca ayuda.

El primer patrocinador Oro (máximo aportador) puede ser el Gobierno con los fondos de la tasa de Seguridad. El deporte sirve para prevenir, para educar y el Torneo de Reservas lo juegan futbolistas menores de edad. Al igual que el Gobierno invierte millones de lempiras en la Copa Presidente, Actívate y otras campañas con fondos de esa tasa que según el último informe tenía disponibles 9 millones, 848.60 Lempiras (9.848.60.00) de los cuales, el 37 y 32 por ciento se lo llevan las Secretarias de Defensa y Seguridad y solo el 6 por ciento, se destina a la prevención.

Además de ser una obligación del Gobierno aportar fondos para la recreación deportiva, tiene según el reporte, los fondos para destinar al patrocinio al Torneo de reservas pero, para lograrlo, hay que ir a plantear la idea al Gobierno, respaldada con las estadísticas de la gran cantidad de jugadores que han salido de dicha competencia a formar parte de las selecciones juveniles de Honduras. Hay que tomar la iniciativa, dejar a un lado la política. Es deber prevenir, proteger y apoyar a la juventud y el Torneo de Reservas es un estimulo para muchos para alcanzar un sueño al profesionalismo.

De lograr el patrocinio del Gobierno, se sumarán otros con menor cantidad, pero que contribuirán a mantener vivo el Torneo que por su nombre, es el futuro del fútbol hondureño. Solo se puede lograr con liderazgo, al parecer en la Liga Nacional no lo hay.